ESPECIES EN EXTINCIÓN »

Una de las aves más representativas y amenazadas de nuestra fauna

El aguila imperial remonta el vuelo.

 
Imagen Noticia

El águila imperial ibérica (Aquila Adalberti) es endémica de la península ibérica, y es una de las aves más representativas y amenazadas de nuestra fauna, incluso ha llegado a estar, hace unas décadas, al borde de la extinción.

 

El águila imperial ibérica es un ave de presa que se caracteriza por su gran tamaño, garras robustas y pico fuerte. Suelen vivir una media de 20 años en libertad y sus individuos miden entre 78 y 83 cm y pesan entre 2,5 y 3,5 kg. Como suele ser general en todas las aves rapaces, las hembras son mayores que los machos. Son monógamos, la época de celo va de marzo a julio. Las hembras ponen entre cuatro y cinco huevos, de los que suelen sobrevivir 3 aguiluchos.

 

Su plumaje varía con su edad; en el primer año es de color anaranjado o pardo rojizo claro, a lo largo del tiempo se va decolorando debido a la acción del agua y luz adquiriendo un tono amarillo. En la muda del tercer año, las plumas nuevas son mitad amarillas mitad marrones y el plumaje adulto se convierte en color marrón, donde las plumas de la cabeza y de la nuca son claras y el borde anterior de las alas son amarillentas.

 

Su alimentación se basa en conejos, aunque también se pueden alimentar de liebres, cuervos, palomas y, en ocasiones, de roedores y de zorros.

 

En la actualidad, habitan en el centro suroeste peninsular (Madrid, Castilla La Mancha, Extremadura, Andalucía y parte de Castilla y León). Estas Comunidades Autónomas junto con ICONA y CSIC han elaborado un Plan Coordinado de Actuación para la Conservación del Águila Imperial. Se han establecido una serie de acciones como protección de su hábitat, vigilancia y reparación de nidos, cría en cautividad, modificación de tendidos eléctricos, etc.

 

Se encuentra categorizada como “vulnerable” en la lista roja de la UICN. En los años 80 estuvo a punto de su extinción pero las numerosas acciones de conservación han permitido su recuperación, en 2004 había censadas 194 parejas, pasando a 500 parejas en 2015.

 

Las principales amenazas son los agentes externos:

 

  • La electrocución, principal problema entre los años 80 y 90, aunque actualmente, ya ha disminuido.

 

  • El furtivismo, por la incidencia de veneno empleado ilegalmente en los cotos de caza.

 

  • Escasez del conejo

 

También es una amenaza, la fragmentación de su hábitat, el monte mediterráneo, producido por la deforestación, para cultivos y urbanizaciones.

 

En la actualidad, existen diferentes proyectos que trabajan para proteger el águila imperial ibérica:

 

 

  • Programa de Conservación del águila imperial, de la Junta de Andalucía: basado en el “Programa de Actuaciones para la Conservación del águila imperial ibérica en Andalucía”. Orientadas a la prevención de la mortalidad, asentamiento de parejas y mejora del éxito reproductivo.

 

  • WWF-Águila imperial: Desde 2007 y gracias al patrocinio de CAJA NAVARRA, WWF-España puso en marcha el proyecto de recuperación el águila imperial ibérica.

 

 

 
Sobre el Autor: Escuela Veterinaria MasterD

Foto autor
Escuela Profesional de Veterinaria de MasterD.
Esta noticia no tiene comentarios todavía

Nuevo comentario:

Nombre (*)  Email (*)  Mensaje (*)